Aciduria 3-metilglutacónica tipo 3

Sinónimos:  Atrofia óptica autosómica recesiva tipo 3
Atrofia óptica infantil con corea y paraplejía espástica
MGA 3
Síndrome de Costeff
Síndrome de atrofia óptica de Costeff
Síndrome de atrofia óptica plus

Prevalencia:  Desconocido

Herencia: Autósomico recesivo

Edad de inicio o aparición:  Infancia

 

Resumen:

La aciduria 3-metilglutacónica de tipo III (MGA III) es una aciduria orgánica caracterizada por la asociación de atrofia óptica y coreoatetosis en presencia de una aciduria 3-metilglutacónica.

La inmensa mayoría de los casos notificados correspondían a la población judía iraquí, en los que la prevalencia de la enfermedad se estima en alrededor de 1 en 10 000.

El inicio de la atrofia óptica se produce durante la infancia con una disminución progresiva de la agudeza visual. El trastorno del movimiento coreoatetósico se manifiesta más tarde, generalmente dentro de los diez primeros años de vida. Otras características clínicas pueden incluir la paraparesia espástica, la ataxia leve y el déficit cognitivo, la disartria y el nistagmo.

La MGA III se transmite como un rasgo autosómico recesivo y está causada por mutaciones en el gen OPA3 (19q13.2-q13.3). La función biológica del producto del gen OPA3 aún no se conoce con certeza, pero se cree que la MGA III es un trastorno mitocondrial primario. El diagnóstico se puede intuir por la presencia de atrofia óptica y coreoatetosis de aparición temprana (sobre todo en personas de origen judío iraquí) y por la detección de una elevación en los niveles de ácido 3-metilglutacónico y 3 metilglutárico en la orina.

Posteriormente, este diagnóstico se puede confirmar por la detección de mutaciones en el gen OPA3. La MGA de tipo III se distingue de otras formas de MGA (tipos I, II y IV; véanse estos términos) sobre la base del fenotipo clínico y, más específicamente, de la 3-MGA de tipo I por la ausencia de un incremento del nivel de ácido 3-hidroxiisovalérico y por la actividad normal de la 3-metilglutaconil CoA-hidratasa en cultivos de fibroblastos.

El diagnóstico diferencial puede incluir también el síndrome de Behr (véase este término) y la parálisis cerebral. Las familias afectadas pueden disponer de análisis prenatales a través del análisis molecular de muestras de amniocitos o vellosidades coriónicas.

El tratamiento es sólo sintomático, y debe ser gestionado por un equipo mutidisciplinario. El pronóstico a largo plazo sigue siendo desconocido: a pesar de que la enfermedad progresa durante la infancia, parece estabilizarse en la edad adulta temprana.

 

Revisores expertos:

  • Pr Pascale DE LONLAY

 

Última actualización: Marzo 2007

 


Fuente: http://www.orpha.net/consor/cgi-bin/Disease_Search.php?lng=ES&data_id=10907&Disease_Disease_Search_diseaseGroup=Aciduria-3-metilglutac-nica-tipo-3&Disease_Disease_Search_diseaseType=Pat&Enfermedade%28s%29/grupo%20de%20enfermedades=Aciduria-3-metilglutac-nica-tipo-3&title=Aciduria-3-metilglutac-nica-tipo-3&search=Disease_Search_Simple


Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: