10 beneficios de tener un perro de servicio o terapia cuando tienes una enfermedad pulmonar

Normalmente, se considera que los perros de servicio son los acompañantes necesarios para las personas con discapacidad visual, pero los perros de servicio y terapia pueden ser una solución práctica para personas con una variedad de enfermedades crónicas.

Además de ser un amigo de confianza, los perros de servicio pueden ampliar las habilidades motoras de los propietarios, otorgándoles una nueva independencia y permitiéndoles obtener más de la vida. Aquí hay algunos beneficios de tener un perro de servicio, de acuerdo con healthfitnessrevolution.com, mira.ca, Lung Institute y rover.com.

Asistencia en silla
Los perros de servicio pueden ser entrenados para jalar sillas de ruedas y para ayudar a sillas de ruedas a subir rampas y aceras. También pueden ayudar a su propietario a entrar y salir de la silla de ruedas.

Alivio de ansiedad
Tener una enfermedad crónica puede ocasionar muchos problemas emocionales y de salud mental. La naturaleza tranquilizadora de los perros de servicio y terapia puede ayudar a aliviar la ansiedad y es sabido que los perros que acarician liberan endorfinas y reducen el estrés.

Recuperar artículos
Los perros de servicio pueden ayudar a los pacientes con enfermedades pulmonares recogiendo los artículos caídos y trayendo los artículos de otras habitaciones, un servicio vital para alguien que puede encontrarlo difícil y doloroso.

Reduce la presión arterial y la frecuencia cardíaca
Hay evidencia de que acariciar a un perro y sentarse al lado de un perro reduce la presión arterial y la frecuencia cardíaca. Los efectos calmantes del calor corporal también pueden ayudar a aliviar el dolor.


Balance Mejorado
Caminar con un perro de servicio puede ayudar a las personas con enfermedades crónicas que tienen problemas con su equilibrio. Los perros también pueden ayudar a apuntalar a sus dueños para prevenir caídas.

Buena distracción
El cuidado de un perro de servicio le brinda a las personas algo en lo que enfocarse aparte de su enfermedad. Puede ayudar a los pacientes a desarrollar rutinas positivas y obligarlos a levantarse y salir.


Ejercicio
Los perros de servicio, como todos los perros, necesitan ejercicio, por lo que tener un perro de servicio anima a los propietarios a hacer ejercicio todos los días, que es una parte importante de la rehabilitación pulmonar.

Atraer la atención
Si necesita ayuda pero no puede llamar la atención por su cuenta, su perro de servicio podrá ladrar ruidosamente para atraer la atención de los transeúntes o vecinos.

Promover la comunicación
Se sabe que los perros ayudan a promover la comunicación y, a menudo, provocan la conversación de extraños cuando están fuera de casa.

Ayudar en la casa
Los perros de terapia pueden ayudar a las personas de la casa con tareas sencillas, como responder al timbre de la puerta, recuperar medicamentos, abrir y cerrar puertas y encender y apagar luces, lo que ayuda a las personas con enfermedades pulmonares crónicas a conservar energía.

A %d blogueros les gusta esto: