Los pacientes con linfoma difuso de células b pronto tendrán acceso a la terapia celular de auto-T

Según una historia de curetoday.com, la FDA de los EE. UU. Aprobó recientemente el tratamiento con células CAR-T Kymriah para pacientes adultos con linfoma difuso de células B grandes en casos de recaída o en los casos en que el paciente no califica para un trasplante de células madre . Esta variante de linfoma es el tipo más común de linfoma no Hodgkin. Sin embargo, solo ocurre en siete u ocho de cada 100,000 personas en los Estados Unidos y en el Reino Unido.
El linfoma difuso de células B grandes (DLBCL), como su nombre indica, es un cáncer que afecta a las células B, que son un tipo de glóbulo blanco. Estas células son responsables de producir anticuerpos. Aunque puede ocurrir en niños y adultos jóvenes en los casos más raros, este tipo de linfoma afecta principalmente a personas mayores, por lo general alrededor de los 70 años o más. Los síntomas son típicos de muchos linfomas e incluyen sudores nocturnos, pérdida de peso inesperada y fiebre. Los factores de riesgo incluyen inmunodeficiencias subyacentes e infección del virus de Epstein-Barr. Ocasionalmente, el linfoma difuso de células B grandes puede transformarse de otros tipos de cáncer de sangre. Los avances en el tratamiento han llevado a que más de la mitad de los pacientes se curen, y la tasa de supervivencia a cinco años es del 58 por ciento.
La aprobación viene después de los últimos ensayos que indican que Kymriah mostró una tasa de respuesta global del 50 por ciento. Los pacientes que previamente habían recibido autotrasplante de células madre y los pacientes con DLBCL de «doble golpe», que tiene peores resultados, tuvieron tasas de respuesta comparables. Este tratamiento es solo el segundo medicamento aprobado para tratar DLBCL en casi treinta años.
Kymriah es la segunda terapia CAR-T (receptor de antígenos quiméricos) para obtener la aprobación. Los efectos a largo plazo de este tipo de medicamento justifican un estudio adicional, y como resultado, será necesario un seguimiento a largo plazo con los pacientes que lo hayan utilizado para determinar los efectos y las características de los pacientes que responden bien.
Actualmente, los ensayos comparan la efectividad de las terapias con células CAR-T junto con los trasplantes de células madre autólogas para determinar cuál será el tratamiento estándar para los pacientes de alto riesgo. Además, los investigadores están estudiando las mejores formas de manejar los distintos efectos secundarios de la terapia de células CAR-T, que incluyen citopenia, mayor riesgo de infección y síndrome de liberación de citoquinas. 

 

Artículos relacionados: linfoma difuso de células B grandes, tratamiento con células car-t, células madre


Fuente: https://goo.gl/7uV7bf

Webmaster

Ego sum in porta limine.

A %d blogueros les gusta esto: