Angioedema adquirido

Sinónimos: Angioedema adquirido inducido por bradiquinina
Angioedema adquirido no inducido por histamina
Deficiencia adquirida de inhibidor C1
Edema angioneurótico adquirido

Prevalencia: <1 / 1 000 000

Herencia: Esporádica

Edad de inicio o aparición: La edad adulta

 

Resumen:

El angioedema adquirido (AEA) se caracteriza por la aparición recurrente y transitoria de edemas subcutáneos y/o submucosos que provocan inflamación y/o dolor abdominal debido al déficit adquirido de inhibidor C1 (C1-INH).

Su prevalencia es desconocida. Esta enfermedad suele aparecer después de los 50 años.

Los pacientes presentan edemas blancos, delimitados no pruriginosos, que permanecen durante un periodo de 48 a 72 horas y que reaparecen con una frecuencia variable. Los edemas pueden afectar al aparato digestivo, ocasionando un cuadro clínico similar al del síndrome de oclusión intestinal, en ocasiones asociado a ascitis y shock hipovolémico. El edema laríngeo puede suponer una amenaza para la vida del paciente, con un riesgo de muerte del 25% de los casos si no se instaura el tratamiento apropiado. Los procedimientos dentales son un factor desencadenante del edema laríngeo. Los edemas faciales son un factor de riesgo para la afectación laríngea.

Los edemas están provocados por el aumento de la permeabilidad de los vasos sanguíneos en respuesta a niveles elevados de bradicinina como resultado del déficit de C1-INH. El AEA tipo 1 (consulte este término) debido a un consumo excesivo de C1-INH, está asociado frecuentemente a síndromes linfoproliferativos, y a enfermedades autoinmunes que pueden manifestarse varios años después de los episodios iniciales del angioedema. El AEA tipo 2 (consulte este término) está asociado con la presencia de autoanticuerpos al C1-INH que neutralizan la actividad del C1-INH sin afectar a los niveles y que a menudo están asociados a disglobulinemias de origen desconocido. Hay también un forma de AEA que puede estar inducida por inhibidores del sistema renina-angiotensina-aldosterona (angioedema inducido por inhibidores del sistema renina-angiotensina-aldosterona; consulte este término).

El diagnóstico se establece basándose en datos clínicos, medición de la concentración de C4 y análisis cuantitativo y funcional de C1-INH. Los niveles de C1q son bajos en pacientes con AEA pero normales en pacientes con angioedema hereditario (consulte este término).

El diagnóstico diferencial debe incluir el síndrome de oclusión intestinal, el angioedema hereditario y el angioedema inducido por histamina (de origen alérgico o no alérgico) generalmente asociado con urticaria.

El tratamiento de la enfermedad asociada debe permitir un control de los episodios e incrementar los niveles/función de C1-INH. En ausencia de enfermedad asociada, los tratamientos empleados para las formas hereditarias de angioedema pueden ser beneficiosos.

Su pronóstico depende del riesgo de desarrollo de manifestaciones hematológicas. El rituximab puede ser un tratamiento alternativo en casos de AEA asociados con anticuerpos C1-INH.

 

Revisores expertos:

  • Pr Laurence BOUILLET

 

 

 

Última actualización: Agosto 2011

 


Fuente: http://www.orpha.net/consor/cgi-bin/Disease_Search.php?lng=ES&data_id=12137&Disease_Disease_Search_diseaseGroup=Angioedema-adquirido&Disease_Disease_Search_diseaseType=Pat&Enfermedade%28s%29/grupo%20de%20enfermedades=Angioedema-adquirido&title=Angioedema-adquirido&search=Disease_Search_Simple


Share
A %d blogueros les gusta esto: